lunes, 2 de septiembre de 2013

Taillón, Casco de Marboré y Torre de Marboré

CASCO DE MARBORÉ (3.006 mts),
TORRE DE MARBORÉ (3.009 mts) 
Y DE REGALO 
TAILLON (3.144 mts).



Un cambio de planes inesperado. Mi previsión inicial era dirigirme al Casco de Marboré y Torre de Marboré, desde Cuello Gordo, pero corriendo; lo que ahora llamamos los modernos trail running. 

Pero en esto, Mª José me propone venirse conmigo y llegar hasta donde pueda. LLeva un año parada por culpa de una lesión y me dice que, en dos jornadas y por Sarradets, me acompaña. Se atreve con el Taillon.

Yo no lo tengo claro. Desde Bujaruelo (1.338 mts) hasta el Taillon (3.144 mts) son 1.800 metros de desnivel positivo y, lo peor...., luego hay que bajarlos. Y además está en "síndrome del primer día"; por algún motivo, el primer día se funde inesperadamente. El segundo día va como un tiro...., pero el primero... 

La cuestión es que me apetece mucho subir con ella. Hace tiempo que no vamos juntos en este plan...., total, que para arriba y hasta donde podamos. a disfrutar juntos y que salga el sol por donde quiera.

Salimos de Bujaruelo tarde, no hay prisa. Hace fresco y no pega el sol. Vamos al ritmo que marca Mª José que es ligero. No hay pérdida, la senda está perfectamente marcada. 

Hay mucha gente que sube y yo me empiezo a agobiar. Soy un solitario empedernido para estas cosas...., vamos, que soy rarito. Poco a poco los vamos pasando y subimos casi solos.




Atrás vamos dejando Bujaruelo, el valle de Otal o la subida al lago de Bernatuara que tengo pendiente este año.



Nuestro primer hito es el puerto de Bujaruelo (2.273 mts) que cada vez nos queda más cerca. Mª José va bien. Buena señal.


En un poco más de dos horas estamos en el puerto. Francia enfrente nuestro. Foto a la Muga 319 y continuamos camino. Al refugio de Sarradets (2.587 mts).
La senda sale a mano derecha tal y como llegamos. Cambio de señalética.




Llaneamos durante un rato por un paisaje desértico, con la cara Norte del taillon a nuestra derecha y el Col de Tentes a lo lejos, a nuestra izquierda.  Vamos buscando el amplio barranco que nos llevará hasta el refugio.


Llegados a este punto, giramos a la derecha y encaramos una pendiente que poco a poco nos permite ir descubriendo la otra cara del Taillon y algunos insignes monumentos como el Dedo....



Y es aquí donde Mª José pincha. Llegó el "síndrome del primer día". Ya hemos pasado por esto. Es cuestión de relajarse. Poco a poco. Ella tiene más ovarios que yo....., resistencia. Vamos a llegar seguro, pero más despacio. Y llegamos. Un poco menos de 4 horas. ¡Fantástico!



Paramos en el refugio, dejamos el carnet y comemos un poco. Mª José está tocada. Pero, después de un caldo y una tortilla, como por arte de magia, dice:

-Para arriba, vamos al Taillon antes de que me arrepienta.

Cogemos algo para picar, agua y sin pensarlo empezamos a subir....., ¡y como subimos!...., va como un cohete. ¡Qué tía! Vamos tan rápido que ni disparo una foto a la Brecha. Al llegar a ella tiro una, por dejar constancia.


Llegamos a la Brecha, giramos a la derecha y vamos ganando altura flanqueando la Punta Bazillac. El Dedo nos espera y obliga a pasarlo, cambiando a la vertiente francesa. Allí, una placa al lado de una cueva, nos recuerda que murió un joven por la caída de un rayo -hay un debate muy interesante en algunos lugares sobre si estas placas se mantienen o se quitan...., yo me mantengo al margen de polémicas-.





Ya tiene el Taillon a tiro. Esta contenta y se le nota. No para, sólo se va girando de vez en cuando para disfrutar de lo que se ve a nuestras espaldas. Todo el macizo de Monte Perdido, desde los Astazus...., ahí es nada.




Y cima. Hace cima como una rosa y yo me trago mis dudas. La foto de la cima es suya que se la merece...., y con el Vignemale de fondo.


Yo también quiero salir, pero con ella, que es la "prota".


Disfrutamos del paisaje, ella disfruta de su día, de las vistas. Si, está contenta. Cuando decide que bajemos, pues bajamos.



Y baja como una gacela. Yo alucino. No le duele nada. Impresionante. En un momento estamos otra vez en la Brecha. Y esta vez si que paramos. Quiero ver como está lo que recorreré mañana.



Ya en el refugio, la cerveza de la victoria...., bueno, la cervezas, que iba desaforada.


Cenamos...., cena francesa de bote. Bueno, con hambre todo está rico, pero no era para tirar cohetes. 

Me dice que no quiere forzar y que mañana se queda en el refugio. El Casco y la Torre para otra ocasión. Que todo para mí solito. Creo que hace bien. Es mejor ir poco a poco.

A las 9:30 a la cama y a las 6 arriba. Desayuno francés justito y a caminar. En el refugio me dicen que hacen falta crampones, así que me los hecho.

La mañana amanece muy clara y fresca. Comienzo a caminar con buen ritmo. A mi izquierda, el Casco y la Torre. Desde aquí, parecen inexpugnables.


Detrás de mi, el valle está cubierto de nubes y es una gozada mirar de vez en cuando.




Pronto alcanzo la Brecha y comienzo a perder altura para llegar hasta el paso de los Sarrios.



Una mirada atrás....


... y seguimos avanzando bajo las faldas del Casco, ganado altura, en dirección al Collado de los Sarrios.


Delante de mí van varios grupos. Hacen cosas muy raras. Entran en un nevero en dirección a la Torre para luego girar hacia el Casco. Uno tras otro, repiten la misma maniobra. 

Yo giro directamente a mi izquierda y siguiendo los hitos, voy ascendiendo. Miro atrás y veo que 3 de ellos han abandonado y siguen mis pasos.



La senda te lleva a la cresta de la izquierda. Allí, la pared se empina un poco más pero se va muy bien. No hay pasos difíciles ni aéreos. Ya casi estamos.


En unos minutos hago cima y estoy sólo. Corre un poco de viento y hace fresco.Pero las vistas son una gozada. 





Autofoto sin bandera, agua, galleta y a disfrutar. Cuando llegan los tres montañeros que me seguían, yo comienzo a bajar. A la Torre.


El descenso es rápido y me planto junto al corredor SO que da acceso directo a la Torre en un momento. Tiene nieve dura y son rampas de 45º-50º. Paso de corredor y voy por la vía normal, más larga pero más segura.

La ruta normal pasa por una faja, junto al corredor, y rodea la cima. En un momento, siguiendo los hitos, se enfrenta una pared que se gana poco a poco siempre en dirección este.






Una vez superada la pared se entra en una mar de roca rota que te lleva a la cima en pocos minutos.



Y segunda cima de la mañana. Solo otra vez.



Las vistas son espectaculares. 




Aquí si que me quedo un buen rato. No viene nadie. Que gozada...

Con pocas ganas vuelvo hacia Sarradets donde me espera Mª José. Voy deshaciendo el camino, ahora sí, disfrutando mucho más de todo lo que he ido recorriendo.




Y en Sarradets, antes de marchar para Bujaruelo....., la cerveza de la victoria.


Comemos un poco y hacemos camino con tranquilidad. 




Mª José con agujetas, pero contenta, se marca un tiempazo para ella. Justo, justo, justo, 3 horas hasta el coche. ¡De fábula!

Vuelve el equipo Cuarentatresmiles.....



13 comentarios:

  1. Enhorabuena a los dos !
    Buena crónica y vaya fotos chulas Jorge. Esa de la portada en B/N te ha quedado también muy bien.
    Lo que digo, esa camiseta de los 40 tresmiles pronto será historia. Ves encargando otra de "100 tresmiles".
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola David:

      Gracias por tus palabras. Creo que hay camiseta para días, pq el Pirineo me cae lejos y esto va muy lento. Me dais mucha envidia los que colgáis todas las semanas alguna actividad. Pero ahí vamos, poco a poco...., jejejeje.

      Un abrazo

      Eliminar
  2. Tu reto está llegando a su fin, ¡¡¡¡¡enhorabuena campeón!!!!!. ¿Cual será el siguiente?

    Tete, gracias por soportar cambios en tus planes, gracias por llevar mi ritmo, gracias por ser mi serpa, gracias por ser mi guía, gracias por acompañarme y descubrirme la alta montaña, gracias por ser mi compañero, te quiero.

    La pisapraos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Menos mal que esto no lo va a leer nadie...., jejejeje

      Eliminar
  3. Enhorabuena a los dos. Chino a Chano, hasta el Taillón casi sin parar, esta muy bien para llevar un año parada, de ti no me extraña, que yo se que haces entrenamientos secretos, jje. Buenas fotos has hecho, aunque con esos paisaje, a nada que la cámara sea decente, las fotos salen fantásticas si o si. Haber si este mes de septiembre que ya no hace tanto calor, te pego un toque un día, y quedamos para hacer algo junto, aunque sea por la zona de Teruel o Valencia, que seguro que hay alguna ruta chula, y por cierto mira a ver si me mandas unas camisetas tan chulas para la familia, así por toda la face, jaja, saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Eduardo:

      Mª José es una mala bestia que sin hacer nada está muy fuerte. Yo tengo que sudar lo mío para ir a medio gas. jejeje. Cuando quieras me das un toque e intentamos cuadrar agendas. Tengo programado acercarme a los Astazus en cuanto pueda. Ataque relámpago. Acercarme de madrugada y subir y bajar en el día. Método valenciano, que si no, no me da tiempo. Las camisetas si que son chulas, me las ha regalado un un amigo con una imprenta, personalizadas con el nombre en la manga. estoy pensando comercializarlas, jajajaja.

      un abrazo

      Eliminar
  4. Bonita actividad y bonitas fotos. A primeros de julio tendríamos que haber pasado por allí, pero el exceso de nieve y algunas dudas en parte de la "cordada" nos hicieron dejar Casco y Torre para mejor ocasión. Tu reseña me ha recordado la "necesidad" de volver.
    Salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola:

      Joer, que no encuentro en tu blog cómo te llamas..., Las fotos son cosa de la cámara, que yo soy muy torpe,jajaja. Lo de acercarte a la montaña y retirarte, nunca debe considerarse un fracaso. Ante la duda, para atrás. Hicísteis bien. Ya volveréis.

      un abrazo

      Eliminar
  5. Qué pasa tato! Mu bien cabritillo! Pero mira a ver lo que te pones en la cabeza para hacerte la foto, que luego dicen que los aragoneses semos cabezones, jajaja. Oye, los paisajes espectaculares...Mari José! Gracias por controlar a mi hermano por esas montañas. Anda maño! que cualquier día aparecen estas crónicas en el National Geographic!

    ResponderEliminar
  6. Ehhhhhhhhh:

    La cabeza me contrapesa en las subidas y me empuja en las bajadas...., pero es lo que hay, jaaaaaaa.

    Gracias tata.

    ResponderEliminar
  7. Enhorabuena a los 2! Que gusto lo de salir al monte con tu pareja, así se disfruta el doble. Yo ya tengo ganas de que la mía se recupere de la rodilla para ir haciendo cosillas.
    Como ya te han dicho, a este ritmo los 40 los tienes que cambiar por 80! que de 3 en 3 se acaban rápido.

    A ver si vuelvo por esa zona que hace unos años que no piso algunas de esas cimas y ya va siendo hora
    Un saludo
    Luis

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Luis:

      Lo de hacer montaña con la pareja o con tus hijos, como haces tu, es lo mejor. Uno sube y disfruta, pero si vas con la gente que quieres y que comparte contigo la pasión de la montaña, es fantástico.

      Si te apetece pasarte por esta zona, y quieres que subamos o tomemos una cerveza, ya sabes que está hecho. Se monta una quedada de blogeros montañeros si es preciso.

      Un abrazo

      Eliminar
  8. Por si fuera interesante o de utilidad para ti o para los lectores de tu web, tengo publicado el siguiente blog:
    http://plantararboles.blogspot.com
    Se trata de una manual breve y sencillo para que los amantes del monte y del campo podamos reforestar, casi sobre la marcha, aprovechando las semillas que nos dan las plantas nativas de nuestra propia comarca.

    Salud,
    Jose Luis Saez Saez

    ResponderEliminar